Seleccionar página

La pensión alimenticia es algo que todos los cónyuges deben enfrentarse a la hora de proceder a un divorcio (aunque este se trate de un divorcio express Madrid) cuando existen hijos en común y que termina por hacernos plantear la duda sobre la pensión alimenticia tras un divorcio quien la paga .
Muchos saben que esto existe y quizá sepan un poco por encima de qué se trata. No obstante, en torno a este tema, existe un halo que no permite conocer todo sobre el tema y sobre como se lleva todo a cabo.
Es por todo esto y mucho más, que desde DivorcioX queremos traer una buena entrada informativa para que estéis un poco mas informados, ya sea porque estáis pensando en realizar un divorcio o por mera curiosidad.

Debemos conocer qué es la pensión alimenticia, ya sea por curiosidad o por necesidad presente o futura.

¿Qué es la pensión alimenticia?

La pensión alimenticia o de alimentos, puede definirse como un deber impuesto a una o varias personas de poder asegurar la subsistencia de otra persona. En esta situación, existen dos partes, una acreedora que se llama alimentista que tiene el derecho de poder exigir y recibir los alimentos y otra parte deudora que se llamará alimentante, que tiene el deber legal y moral de prestar las ayudas a la persona alimentista.
Ahora que tenemos la definición, cuando se trata de una separación o divorcio matrimonial, esta obligación alimentaria consiste en el deber impuesto de una de las partes del matrimonio frente a los hijos.

La pensión alimenticia es una obligación y un derecho cuando se realiza una separación o un divorcio de un matrimonio y existen hijos menores de edad y mayores de edad bajo ciertas circunstancias.

¿Qué contempla la pensión de alimentos?

La pensión de alimentos comprende todo lo que es indispensable para la habitación, sustento, vertido, educación y así como todo lo que sea necesario del alimentista.
La obligación puede ser acordada de mutuo acuerdo por los conyugues cuando se pacta el convenio regulador, o bien, puede venir impuesta por una sentencia dictada en los procedimientos de separación o divorcio contencioso.
Ambas partes deben contribuir al cuidado y sustento de los hijos ya sean menores o mayores en periodo de formación y sin ingresos propios que les permitan hacer una vida independiente.
Debemos tener en cuenta que la pensión no se extingue cuando los hijos han alcanzado la mayoría de edad, si no que continúa mientras dure la formación, pongan de su parte en los estudios y carezcan de recursos propios.

La pensión alimenticia no se extingue cuando el hijo cumple la mayoría de edad

Cuando es mayor de edad y se cumple el requisito, no es aconsejable que se realice el abono directamente a ellos la pensión si la sentencia o convenio estableció una regulación de la entrega debía efectuarse al cónyuge.
La exigencia de alimentos no tiene un carácter retroactivo, es por ello por lo que no se puede condenar a cantidad alguna sino desde la fecha que se interponga la demanda en caso de que sean menores de edad o desde que se dicta una sentencia en caso de que sean mayores de edad.
Debemos tener en cuenta que la reclamación de cantidades derivadas por parte de la pensión de alimentos prescribe a los cinco años.

No es recomendable abonar de forma directa la pensión a los hijos si se ha acordado que debía efectuarse sobre el cónyuge.

¿A cuánto puede ascender la pensión alimenticia?

La cuantía de la pensión debe ajustarse a las posibilidades económicas del obligado a prestarnos y a las necesidades de los descendientes entre otro tipo de circunstancias. Es decir, dicha cuantía variará en función de las posibilidades de quien las ofrece y las necesidades de quien los recibe.

La pensión dependerá de las necesidades de quien lo recibe y de las posibilidades de quien lo da.

¿Cuándo se dejará de prestar alimentos?

• Cuando el alimentista muera
• Cuando la fortuna de la persona obligada a prestar la alimentación se hubiese reducido hasta el punto de no poder satisfacer sin desatender sus propias necesidades y las de sus familiares.
• Cuando la persona alimentista pueda ejercer un oficio, profesión o industria, o haya podido adquirir un destino o mejorado su fortuna no precisando la pensión alimenticia para su subsistencia.
• Cuando el alimentista hubiese cometido alguna falta de las que dan lugar a la desheredación.
• Cuando los hijos son mayores de edad, aunque n estén estudiando, tendrán derecho a la pensión de alimentos si la falta de ingresos que sufren no depende de su voluntad. Si se demuestra que ni se esfuerzan en los estudios y tampoco se esfuerzan en incorporarse en el mercado laboral, se puede dejar de prestar alimentos.

Si el hijo mayor de edad no se esfuerza en los estudios o en incorporarse a los estudios, se podría retirar la pensión alimentaria.

No obstante, debemos tener en cuenta que el incumplimiento de la obligación de la prestación de alimentos conlleva el inicio del procedimiento de ejecución sobre los bienes del obligado a prestarnos e igualmente puede generar responsabilidades penales.
El impago durante dos meses consecutivos o cuatro meses no consecutivos puede llevar consigo la comisión de un delito de abandono de familia que está castigado con la pena de prisión de tres meses a un año o una multa de 6 a 24 meses. Es más, constarán de antecedentes penales por la comisión de este delito.

¿La pensión alimenticia tras un divorcio quien la paga?

La pensión alimenticia será impuesto al progenitor no custodio para así asegurar la subsistencia del hijo o hijos con los que no convive.

Es decir, la persona que no se queda con los descendientes será la encargada de pagar la pensión alimenticia.

En DivorcioX siempre recomendamos que ambas partes aprendan a resolver sus dudas, como por ejemplo, como recuperar mi vida y conseguir el divorcio rápidamente y todo lo relacionado sobre las medidas paternofiliales.

 

business-05

Comenzemos!